Mar. Abr 23rd, 2024

Miguel López-Remiro, nuevo director del Museo Picasso de Málaga.

El navarro Miguel López-Remiro Forcada (Pamplona, 46 años) será el nuevo director del Museo Picasso Málaga a partir del próximo 1 de enero. El Consejo Ejecutivo de la Fundación Museo Picasso ha anunciado este mediodía el nombramiento, que tendrá vigencia hasta el próximo 2029. Sustituirá a José Lebrero —que llegó en 2009 de la mano de Rosa Torres, entonces consejera de Cultura de la Junta de Andalucía— y ha sido elegido “por su idoneidad para asumir este papel clave en la institución y en función de las bases del concurso internacional convocado”, han explicado desde el centro cultural malagueño. El anuncio se produce apenas dos días después de que se firmase la paz con la plantilla con la firma de un nuevo convenio laboral que pone fin a quince meses de movilizaciones. El espacio cultural ha cerrado 2023 con récord de visitas: más de 779.000 personas, el museo más visitado de Andalucía.

López-Remiro es licenciado en Economía y doctor en Filosofía y Letras, Estética y Teoría del Arte por la Universidad de Navarra. Ha sido subdirector curatorial del Museo Guggenheim Bilbao, director fundador del Museo Universidad de Navarra y comisario en instituciones como la Fundación Sorigué o la Fundación Otazu. Actualmente ejercía de Profesor Doctor en la Universidad Europea de Madrid en la Escuela de Arquitectura, Ingeniería y Diseño y su nuevo Campus Creativo, y es editor de la primera antología de textos de Mark Rothko, publicados con Yale University Press y Flammarion. Asumirá las funciones de director artístico del Museo Picasso Málaga el próximo 1 de enero y será presentado en rueda de prensa casi tres semanas después, el 19 de enero, con la participación de Bernard Ruiz-Picasso, nieto del artista.

Visitantes en el Museo Picasso de Málaga en el pasado mes de agosto.
Visitantes en el Museo Picasso de Málaga en el pasado mes de agosto.García-santos

El nombramiento pone fin a un polémico proceso que arrancó la pasada primavera con la publicación de un concurso internacional para cubrir la plaza que dejaría libre José Lebrero este año. Algunas de las condiciones que incluía el cargo, como un salario de 80.000 euros —casi 20.000 más que el actual— o un complemento de 35.000 euros en concepto de ayuda de vivienda, indignaron a buena parte de la plantilla, que llevaba ya varios meses de protestas por sus condiciones laborales. López-Remiro ha sido elegido entre las 13 personas que presentaron su candidatura. Su llegada supone también la despedida de José Lebrero tras 15 años en la dirección del centro. No será, eso sí, su adiós definitivo. Fuentes del Museo Picasso Málaga han explicado que la pinacoteca está ya inmersa en la nueva colección 2024-2027 que se inaugura en marzo y trabajando en las dos siguientes exposiciones temporales, que serán comisariadas por Lebrero.

El Museo Picasso Málaga ha vivido una realidad con dos caras durante 2023, cuando festejaba su vigésimo cumpleaños. A un lado, ha celebrado su récord de visitantes con más de 779.000 —un 20% más que en 2022 y 60.000 más que en 2019, año del que databa su récord— gracias al impulso turístico de la capital malagueña y a la celebración del Año Picasso con motivo del 50 aniversario del fallecimiento del artista. La efeméride arrancó con la muestra Picasso escultor. Materia y cuerpo comisariada por Carmen Giménez —primera directora de la pinacoteca— que cerró con 151.000 visitas; y después con El Eco de Picasso, comisariada por Éric Troncy y que aún se podrá visitar hasta finales de marzo. Al otro, ha vivido un periodo de movilizaciones laborales por parte de la plantilla de trabajadores, con protestas y huelgas que, aunque han afectado poco al funcionamiento diario del centro, sí han puesto en evidencia las exiguas condiciones de una plantilla que tenía el convenio caducado desde diciembre de 2021.

Varias personas observan la obra 'La dama oferente', en la muestra 'Picasso escultor. Materia y cuerpo'.
Varias personas observan la obra ‘La dama oferente’, en la muestra ‘Picasso escultor. Materia y cuerpo’.Daniel Pérez (EFE)

Las negociaciones se han extendido durante quince meses y esta misma semana el comité de empresa anunciaba la firma del nuevo convenio. Lo han celebrado poco, eso sí, porque han conseguido mínimos avances respecto a las condiciones laborales previas, pero sí han logrado reducir la jornada anual a 1.700 horas anuales frente a las 1.743 del Estatuto de los Trabajadores, así como bajar la jornada semanal a 37,7 horas, cuando hasta ahora tenían 38. Fuentes sindicales han explicado esta semana que “pese a la lucha mantenida durante tantos meses y el consecuente desgaste de los trabajadores, las condiciones laborales” continúa situando “a la pinacoteca a la cola en las condiciones laborales de los museos más importantes y visitados del país”.

Toda la cultura que va contigo te espera aquí.

Suscríbete

Babelia

Las novedades literarias analizadas por los mejores críticos en nuestro boletín semanal

RECÍBELO